El decomiso de zapatillas, juguetes y artículos electrónicos, fue el resultado de un operativo en conjunto del Servicio Nacional de la Aduanas y de la Policía de Investigaciones en Iquique.
Se trató de mercancía que llegó desde la China y que sería comercializada en toda la zona norte. Su valor supera los $2.076 millones de pesos.
El Director Regional de la Aduana de Iquique, Cristian Molina, señaló que el procedimiento responde al rol de protección y control de las fronteras que realiza la institución en favor del comercio justo y la salud de la comunidad. “Se trata de zapatillas, juguetes y artículos electrónicos que no cumplen especificaciones técnicas de seguridad y que pueden poner en peligro a las personas, especialmente a menores de edad”.
Molina agregó que en el primer contenedor se incautaron 5.248 pares de zapatillas que imitan modelos de Adidas, 3.527 que emulan Nike y 72 camiones de plástico sin marca, cuyo valor se calculó en US$ 248.319.
En tanto, en el segundo contenedor hallaron 373 bultos con 179 mil artículos con un valor aduanero US$ 2.683.246, entre los que figuran muñecas LOL, juguetes de series televisivas y miles de baterías, audífonos y accesorios de celular que emulan las marcas Samsung, LG y Huawei, así como también pendrive falsificados.
Por su parte, el Jefe de la Brigada Investigadoras de Delitos Portuarios de la PDI, subprefecto José Ramírez, explicó que por la incautación de estos dos containers hasta la fecha hay tres personas detenidas, dos de nacionalidad china y una boliviana, quienes serán puesto a la disposición de la Fiscalía.
Explicó que el procedimiento responde a un trabajo conjunto que involucró perfiles de riesgos y cruces de información, de tal forma de optimizar las capacidades operativas. “Fue una operación exitosa que permitió evitar la comercialización de miles de artículos falsificados”.
También el seremi de Hacienda, Claudio Chamorro, destacó el trabajo conjunto de las instituciones en favor de la protección de la comunidad. “Esta mercancía infringe la Ley de Propiedad Industrial, además genera un perjuicio fiscal a las marcas registrada, y un perjuicio a la salud pública porque nos encontramos ante un gran decomiso de juguetes, que no cumplen con los requisitos de salud y pueden generar daños a nuestros niños, el trabajo mancomunado ha permitido sacar del mercado nacional estos productos que son notoriamente perjudiciales, tanto económicamente, como desde el punto de vista sanitario”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí